Nuevas «heroínas verdes» galardonadas por la Fundación Yves Rocher

Mireia Barba, María Vela Campoy e Izaskun Superbiola han sido las ganadoras de la IV Edición del premio "Tierra de Mujeres".

91

La Fundación Yves Rocher ha dado a conocer a las ganadoras de la IV Edición del Premio ‘Tierra de Mujeres’. Esta distinción reconoce la labor de mujeres que lideran proyectos a través de organizaciones, españolas o de nivel internacional, en pos de una ecología solidaria, esencial para la biodiversidad.

Las nuevas «heroínas verdes»

En 2021, tres mujeres han sido premiadas y han pasado a formar parte de la Comunidad Internacional Tierra de Mujeres. Ellas son Mireia Barba (Fundación Espigoladors), María
Vela Campoy (Asociación Ecoherencia) e Izaskun Suberbiola (Aula del Mar).

Primer premio: contra el despilfarro alimentario

Mireia Barba, con su Fundación ESPIGOLADORS, ha conseguido el Primer Premio. Su proyecto impacta en el ámbito social, así como en el medioambiental y el económico, ya que lucha contra las pérdidas y el despilfarro alimentario desde una visión transformadora. Es un modelo de empresa social, que actúa sobre tres necesidades sociales a la vez y las conecta: luchar por el aprovechamiento alimentario, garantizar el derecho a una alimentación saludable y crear oportunidades de trabajo para colectivos en situación de riesgo de exclusión social.

Empoderamos a personas en situación de exclusión social de una manera participativa, inclusiva, transformadora y sostenible – Mireia Barba

El espigamiento es una práctica con raíces milenarias que consiste en la recogida, mediante acuerdo con el productor o productora, de frutas y verduras que son descartadas del circuito comercial por excedentes de producción, descenso de ventas o cuestiones estéticas.

Segundo premio: biodiversidad e inclusión

María Vela Campoy es Lic. Ciencias Ambientales y ha obtenido un Máster en Restauración de Ecosistemas por la Universidad de Alcalá y Monitora de Educación Ambiental. Es socia fundadora de la Asociación ECOHERENCIA y su proyecto BIODIVERSAS POP (Plantas, Oportunidades y Personas) ha conseguido el Segundo Premio.

Fomentamos la soberanía alimentaria, la autonomía de las mujeres del ámbito rural y la biodiversidad – María Vela Campoy

Ella trabaja para la conservación de la biodiversidad y sus usos olvidados, a través del empoderamiento de colectivos desfavorecidos. De este modo, fomenta la integración y autonomía de las mujeres rurales y los colectivos con diversidad funcional, con la instrucción, el conocimiento y las aplicaciones de plantas multifuncionales.

Educación ambiental a bordo

Izaskun Suberbiola es oceanógrafa, marinera y educadora. A través de su Asociación AULA DEL MAR ha conseguido el Tercer Premio.  En el vídeo, presenta su barco «Mater»: la última gran bonitera vasca construida en madera y convertida en un Barco Museo Ecoactivo.

Este es un proyecto que agoge, une y transforma para construir un futura más en armonía con nuestra naturaleza – Izaskun Suberbiola

Se trata de un proyecto original y pionero, cuyo principal objetivo es el de sensibilizar acerca de los problemas medioambientales que afectan al medio marino. Izaskun impulsa numerosas campañas y proyectos de sensibilización y educación ambiental en toda la costa vasca.

El Premio

Fue creado por Jacques Rocher, presidente de la Fundación Yves Rocher, en el año 2001. Cada año, otorga apoyo financiero y visibilidad a mujeres comprometidas en la lucha diaria a favor del medio ambiente. Desde sus inicios, ha recompensado a cerca de 500 mujeres en 50 países.

El jurado de esta IV edición estuvo conformado por el director general de Calidad y evaluación ambiental del Ministerio para la Transición Ecológica y Reto Demográfico, Ismael Aznar, la directora del Instituto Cervantes, Pilar Tena, y la directora de relaciones externas de Ecoembes, Begoña de Benito, entre otros.