Las crisis, con amantes mejor

298

Normal 0 21 false false false MicrosoftInternetExplorer4

Lo bueno de ser un burócrata es que se tiene tiempo para todo: echarse amantes, imponer a países recetas económicas, pedir perdones varios a mujer y empleados… y seguir con una carrera burocrática de éxito. Y si no lo creen lean las cuatro líneas que siguen.

Según sus colegas en el FMI, Dominique Strauss-Kahn, cometió un ´grave error de juicio´ pero no acoso, ni favoritismo, ni abuso de poder en su relación amorosa con una empleada. Según los resultados de la investigación abierta para esclarecer el asunto: el ´desliz´ entre el director del FMI Strauss-Kahn y su subordinada Piroska Nagy fue un asunto consensuado.

Al trascender la noticia, Strauss-Kahn envió una carta a los empleados del organismo para pedir perdón por el "incidente". "Este incidente constituye un error por mi parte, por lo que asumo mi responsabilidad", escribió, a lo que añadió en su defensa: "Creo firmemente que no he abusado de mi posición".

En estos días también se ha escuchado la protesta desde diversos sectores, sobre los "nuevos" consejos, acerca de las Finanzas Públicas o política fiscal, que da el Director del FMI. El mismo FMI que cuenta con más de 200 mil millones de dólares para préstamos a países en dificultades. Esa asistencia llega con sus tradicionales condicionamientos de política económica, como suba de tasas y ajuste fiscal.

La desconfianza en las recetas ortodoxas del FMI se potenció con las fallidas intervenciones en las sucesivas crisis del Asia de Rusia y de Argentina.

Quizás alguna amante cariñosa podría hacerle llegar a este conquistador de los pasillos que dirige y que hasta hoy transita, esta inteligente idea de Albert Einstein.

"No podemos resolver problemas, pensando de la misma manera que cuando los creamos"…

Otros artículos del columnista

También te pueden interesar…

 ¿Ya has visitado Estudios/Informes/Datos  en nuestra ZONA INFORMACIÓN?