Fairyland

182

La exposición individual del artista nos permitirá profundizar en su obra tras su aparición en la colectiva “Face and Faces”, en abril de 2008, en esta misma galería.

Luo Fahui nació en Chongqing, China, en 1961. Él pertenece a una generación concreta, la de los pintores que ahora tienen entre los cuarenta y los cincuenta y cinco años, una generación lo bastante madura cuya trayectoria artística ya está consolidada internacionalmente, pero también bastante joven y variada como para mostrar un panorama de la producción artística de este país.

Luo Fahui entró para la escuela primaria en 1967, cuando Mao Tse Tung puso en marcha la campaña comunista. La sociedad, en aquel momento, estaba en caos, la vida familiar estaba lejos de la vida tradicional y fue mientras que luchaba con todas estas cuestiones, que Luo descubrió su amor por el dibujo, pintando en las paredes blancas de las casas de su pueblo.

En 1978 Luo Fahui fue admitido en la Sichuan Affiliate School del instituto de Bellas Artes y tres años más tarde entró para el instituto de Bellas Artes de esa provincia (ahora Academia de Bellas Artes).

Las obras recientes de Luo Fahui presentan imágenes luminosas, con cuerpos translúcidos, llenos de sensualidad. Sus obras han perdido con el tiempo el color pesado y sombrío del inicio de su carrera y ahora aparecen más transparentes y más brillantes.

En la exposición presentada ahora en Madrid, se podrán ver obras realizadas entre 2006-2008, pertenecientes a las series “Your Body is Fairyland”, “Fairyland” y “Cloud and Rain”. Dichas series ilustran combinaciones del cuerpo humano con vistas aéreas de la ciudad, y evocan una atmósfera de completa suavidad y armonía.

En sus recientes trabajos, Luo Fahui mezcla, de forma natural, los cuentos de hadas orientales y la religión occidental, retratando un cielo cubierto por la niebla densa, lleno de romantismo y espejismo. Sus caracteres se parecen como en los sueños, como seres sobrenaturales en un paraíso. La fusión del espíritu y de la esencia humana descifra un deseo oculto. El cuerpo fluye en la tela, sobre una ciudad extendida, ilimitada.

Su volumen ha aumentado y sus óleos han ganado una sensación más sensual y más gelatinosa. Las mujeres y el sexo, temas recurrentes en su trabajo, son temas muy delicados en China. Pero, esta cuestión es contradictoria, cuando consideramos las historias de amor y las imágenes eróticas de la dinastía Ming.

Del 17 de Noviembre al 30 de Diciembre
Galería Dolores de Sierra
Chinese Contemporary Art

Dirección:
San Agustín, 15 · 28014 · Madrid
T.914290151

Horario:
Martes a Viernes de 11 – 14h y 16.30 – 20.30h
Lunes de 16.30 a 20.30h y Sábados de 11 a 14h

Artículo anteriorTecnología para exportar mejor
Artículo siguienteArtritis reumatoide