Hillary ya es Secretaria de Estado

150

Hillary dejará su banca en el Senado para sumarse al Gabinete del presidente en lo que muchos analistas creen es la jugada más audazde Obama, que asumirá el próximo 20 de enero. De acuerdo a lo que publica The New York Times que cita como fuentes a dos allegados al matrimonio Clinton, la ex precandidata presidencial tomó la decisión luego de un nuevo encuentro con Obama, en el que se trataron los lineamientos de política exterior que seguirá el gobierno del demócrata.

Fuentes de la oficina de transición de Obama dijeron hoy a la prensa que Clinton tenía "el camino despejado" para hacerse con la Secretaria de Estado, el puesto de mayor visibilidad y prestigio del Gobierno después del de presidente, aunque faltaba por conocer su decisión final. El anuncio está previsto para luego del Día de Acción de Gracias, la importante fiesta estadounidense que se celebra el próximo jueves 27 de noviembre.

La elección de Hillary no fue fácil para Obama. Por un lado tenía presente que durante el intenso proceso de primarias sufrió críticas despiadadas de su rival por su supuesta inexperiencia, pero por otro lado ganó espacio la posible incompatibilidad de su marido. Bill Clinton -presidente entre 1993 y 2001- está embarcado desde hace años en una ambiciosa labor de filantropía a través de la Fundación Clinton, que recaba cientos de millones de dólares de donantes de todo el mundo, muchos de ellos bajo el anonimato. A ello se unen las conferencias y actividades de asesoramiento que realiza, por elevadas sumas de dinero, para otros Gobiernos, algunos de los cuales Hillary tendría que visitar como jefa de la diplomacia estadounidense.

¿Qué fue lo que despejó el escenario? Si bien el equipo de Obama ya haqbía analizado estas posibles incompatibilidades, el nombramiento quedó sellado después de que Bill Clinton aceptara revelar su listado de donantes. También se ha comprometido a pedir autorización a la Casa Blanca antes de aceptar una conferencia o futuras donaciones.

Artículo anteriorObama y las mujeres
Artículo siguienteCristina Kirchner admite la crisis