Campofrío renueva su cúpula sin una sola directiva

Campofrío culmina su cambio en la junta directiva sin nombrar a ninguna mujer para formar parte de ella.

632

Campofrío renueva su cúpula directiva. Sin embargo, entre los nuevos cargos que se han nombrado, no aparece ninguna mujer. La renovación obedece a la salida de la empresa del que hasta ahora había sido su presidente, Pedro Ballvé. No obstante, la compañía no ha optado por elegir a alguna de sus empleadas para ocupar cargos directivos.

Los inversores mexicanos de Campofrío han sido los que han sido determinantes a la hora  de elegir al nuevo consejo de administración en el que todos son hombres. Así, el que hasta ahora ocupaba el puesto de presidente desde 2017, Mario Páez, director general de Sigma Alimentos, ha sido sustituido por Rodrigo Fernández, que hasta la fecha era consejero de la sociedad en España y ocupa también el puesto de CEO México en Sigma Alimentos.

Además de esos cambios, también destaca otro procedente de la matriz mexicana, propiedad del Grupo Alfa. Se trata de Rodrigo Olivares, director financiero en Sigma Alimentos, según figura en su currículo. Ocupa el puesto de Eugenio Caballero, quien abandonó Sigma y, por tanto, dejó de ser consejero de Campofrío, para recalar en el Consejo Nacional Agropecuario en México.

Relevan a una de la directora legal

Los dueños de la empresa también han nombrado a un alto ejecutivo del Grupo Alfa, Carlos Ávila, como vicesecretario no consejero de Campofrío. Él sustituye a una de las pocas mujeres que había en la junta directiva hasta la fecha, Marta García Alba, que anteriormente era directora legal de la empresa española.

Ninguna mujer forma parte en la actualidad de la junta directiva de la empresa Campofrío, al producirse los últimos relevos en su cúpula.

Por otro lado, se ha reelegido en sus puestos a Paulino José Rodríguez Mendívil, vicepresidente de Campofrío; a Ricardo Doehner Cobián, consejero delegado de la firma cárnica, y a Carlos Jiménez Barrera, secretario del consejo.

Los cambios vienen motivados por una salida masiva de directivos en Campofrío. La salida de los directivos se produjo en 2019. Entre los que abandonaron sus puestos se encuentra el director de Tesorería. También abandonó su cargo el director de Relación con Inversores, el director de Marketing, la directora de Comunicación, la directora de Operaciones, el director de Tecnologías de la Información, el director de Grandes Cuentas Internacionales, el director de Innovación y el director de Calidad en Francia.

Cambios tras la salida de Ballvé

En total, los relevos se han hecho efectivos durante la pandemia. Todos los relevos se han producido una vez se ha hecho efectiva la salida del que fuera un histórico presidente de Campofrío, Pedro Ballvé. Ballvé estuvo en esta empresa durante 32 años.

En 2013 se vendió la empresa a unos inversores mexicanos. Fue entonces cuando comenzaron a producirse cambios dentro de la compañía. De hecho, Ballvé solo se mantuvo cuatro años más en el cargo, hasta ser sustituido por Mario Páez en 2017. Una vez fue sustituido, el expresidente de la empresa continuó como consejero de la firma. Sin embargo, esto cambió a finales de 2019 cuando abandonó definitivamente la compañía que ayudó a expandir internacionalmente.