La Favorita: el romance del rey Alfonso XII y Elena Sanz

570

El amor, las intrigas palaciegas o los celos son elementos comunes en la literatura, pero adquieren mayor relevancia cuando se entremezclan en una historia verídica que afectó a un monarca. La periodista Aurora García Mateache ha plasmado en su primera novela, La Favorita, el romance vivido entre Alfonso XII y la cantante Elena Sanz, y muestra que ni los reyes ni las celebridades están exentos de pasar penurias.

«Cuando di con este personaje pensé que no solo merecía su espacio en la historia de nuestra monarquía, sino que la gente debía conocer a una mujer que fue la verdadera pasión de Alfonso XII y que, incluso, hubiera podido ser la reina de España».

«Cuando di con este personaje pensé que no solo merecía su espacio en la historia de nuestra monarquía, sino que la gente debía conocer a una mujer que fue la verdadera pasión de Alfonso XII y que, incluso, hubiera podido ser la reina de España».

Rodeada de familiares, amigos y compañeros de profesión, Aurora García Mateache acudió a la presentación de La Favorita arropada por el escritor Alfonso Ussía, quien no dudó en elogiar la primera novela de la autora: «Ha cumplido de forma brillante con el reto de escribir su primer libro, y además lo ha hecho con un tema arduo y extrayendo unas conclusiones muy valientes. Ahora debe afrontar otro reto, el de lidiar con el éxito». Ambos escritores coincidieron en que uno de los personajes más interesantes de la novela es Cánovas, el mayor artífice de la Restauración borbónica. «Esta novela está repleta de anécdotas y curiosidades, y pone el foco en otros personajes muy importantes de la época, de gran sabiduría política, como Cánovas y Sagasta. Eso hace de ella una buena novela histórica», dijo Ussía. García Mateache confirma estas palabras: «Una de las partes más complejas de la novela fue plasmar la inteligencia y el sentido del humor de Cánovas, y la tela de araña política tan compleja que se entretejió en aquellos años. Creo que sería interesante que los políticos actuales leyeran el libro».

García Mateache, corresponsal de la Casa Real en el diario La Razón señaló: «En este libro hablo del amor entre Alfonso XII y Elena Sanz, pero también del odio, del rencor, de la ambición, del honor, de la humildad y de la lealtad. Hay muchas clases de amor y desamor, y en La Favorita abarco un amplio registro. La historia entre los protagonistas principales es la excusa para abordar toda una trama de intrigas con personajes secundarios de lujo, como el duque de Sesto, Isabel II, el duque de Montpensier, Sofía Troubetzkoy o María Cristina de Austria».

A mediados del siglo XIX, en el hospicio de Las Niñas de Leganés, la joven Elena Sanz soñaba que, algún día, llegaría a cantar una ópera en el Teatro Real de Madrid. Su talento y belleza le hicieron superar todos sus sueños. Gracias a su voz conquistó los escenarios de toda Europa, pero lo que la Bella del Re nunca pudo imaginar es que compartiría el trágico destino del personaje que la llevó a la fama: La Favorita de Donizetti. Al igual que la amante de Alfonso XI, Elena fue desterrada por el amor de un rey. La contralto dio dos hijos ilegítimos a Alfonso XII que provocaron el escándalo de la sociedad de la época y el deseo de justicia de una de las reinas con más poder de toda Europa, la regente María Cristina de Habsburgo. Puso a toda Europa a sus pies con su voz, hasta que la obsesión de un rey la condenó al silencio. De la magia de su voz no quedó grabación alguna y su nombre fue proscrito. Ahora esta novela la recupera.

También te pueden interesar…

 

¿Ya has visitado Libros y letras en nuestra ZONA OCIO Y CULTURA?