Estambul: Ban Ki-Moon reta a los hombres a cambiar valores y mentalidad

348

El secretario general de las Naciones Unidas, Ban Ki-Moon, apoyó a las mujeres en el acto de clausura de la cumbre recientemente celebrada en Estambul.  «Si no se cambian los valores y la mentalidad de los hombres, no será posible avanzar en la igualdad de género», apuntó el secretario y recordó que «a pesar de los avances, las mujeres siguen siendo ciudadanos de segunda clase en muchas sociedades«.

Como él mismo ha explicado, en las Naciones Unidas «no somos muy buenos en cuanto a mujeres«. En muchas ocasiones, Ban Ki-Moon ha pedido presencia femenina en la ONU, no obstante suele encontrar solo hombres. Al pedir que les manden a alguna mujer, alegan que ninguna ha pasado la criba. «Yo les pido que me manden a las mejores de las que se presentaron aunque no hayan pasado. Y encuentran mujeres»

Según explica el secretario, el problema está en que las personas que hacen las entrevistas son hombres mayores pero que gracias a sus exigencias ahora hay mujeres liderando distintas organizaciones en las Naciones Unidas. A pesar de estos avances, aún queda mucho por hacer. «En puestos relacionados con Peace Keeping es dificil encontrar mujeres, pero creo firmemente que son las mejores para estos puestos» apunta.

 La presidenta de la Cumbre Mundial de las Mujeres, Irene Natividad, valoró el esfuerzo de Ban Ki-Moon por aumentar un 40% el número de mujeres en las Naciones Unidas.

Otro de los puntos en los que hizo hincapié fue en la escasez de mujeres en la política. Menos del 10% de los países tienen una mujer como jefe de Estado o de Gobierno, una cifra muy lejana al objetivo marcado por la ONU de contar con un 30% de presencia femenina en los parlamentos.

Igualmente, Ban señaló que según las estadísticas, las grandes empresas con un mayor número de mujeres en los consejos de dirección son más productivas.

Durante esta cumbre, Ban Ki-Moon recibió además el Premio de Liderazgo Global de las Mujeres, que fue concedido por primera vez a un hombre.

La mujer en Oriente Medio

Recordando las revueltas producidas en Oriente Medio y el Norte de África, Ban pidió a los gobernantes del mundo árabe que presten oído a las «legítimas aspiraciones de su gente» ya que las mujeres siguen viviendo en una situación de desigualdad.

Como ejemplo citó el caso de las mujeres egipcias que trataron de manifestarse con motivo del día de la mujer y fueron insultadas por los mismo que se manifestaban a favor de la democracia.

«En el mundo árabe las mujeres deben tener los mismos derechos de los hombres», exigió Ban.

Como propuesta, Ban recomendó comenzar por disolver la situación de desigualdad que viven las mujeres en los países pobres y especialmente en los medios rurales, para quienes pidió «tierras y créditos«.

El secretario general aseguró también que ha aumentado el número de mujeres en misiones de paz, poniendo como ejemplo el caso de Liberia, donde se han mandado a un contingente de mujeres policías. Con estas policías patrullando las calles liberianas, las mujeres se sienten más seguras.

Durante el acto de clausura de la cumbre participó también la subsecretaria del Ministerio de Trabajo mexicano, Patricia Espinosa Torres, quien explicó la labor del gobierno mexicano contra el cáncer cervical. Este tipo de cáncer mata a 260.000 mujeres al año en todo el mundo.

Espinosa Torres explicó la importancia de la prevención y las revisiones del tratamiento ya que «la salud no lo es todo, pero sin salud, todo es nada».

 

Artículo anteriorAlcampo y su comisión de seguimiento del Plan de Igualdad
Artículo siguientePilar Trucios ficha a Isabel Gil Llerena y Silvia Bajo Gálvez