El último adiós

475
Atrayente, perturbadora, enigmática e imaginativa, El último adiós reúne lo mejor de El jardín olvidado, La casa de Riverton, Las horas distantes y El cumpleaños secreto, en un estilo preciosista, que muestra la capacidad narrativa de una autora con una profunda madurez literaria, llena de matices y personajes imperecederos.

Kate Morton, la autora australiana más vendida del mundo, nos presenta su nuevo libro, El último adiós, con el que suma cinco novelas, que han vendido ya diez millones de ejemplares en 38 países y 33 idiomas, un millón y medio de ellos en España.
 
Sus novelas se podrían definir como victorianas y de factura clásica. Su estilo, como gótico contemporáneo, donde el romance y el misterio se unen en una atmósfera de época. Su ambiente, conformado por interioridades dramáticas y exteriores románticos. E Inglaterra, siempre Inglaterra, con sus casas antiguas y sus libros centenarios.

Sus grandes temas: la estrecha relación entre pasado y presente, entre los que viaja con constantes saltos en el tiempo, y los secretos de familia.Hay una razón personal en su fascinación por estos secretos: la abuela de Kate Morton mantuvo un secreto durante casi toda su vida. A los 21 años, su padre le confesó que ella no era su hija biológica. La mujer no desveló la verdad a sus hijas hasta casi su muerte: “Todas las familias tienen un secreto y los que dicen que en su familia no hay ninguno, es que todavía no lo conocen”, ha dicho alguna vez la autora.

La pasión que vivió Kate Morton en su infancia con las historias de Enid Blyton le marcó el camino hacia la literatura. Una literatura que evoca a veces a Dickens, otras a las hermanas Brönte, Jane Austen, Evelyn Waugh, Daphne du Maurier, con reminiscencias incluso de Agatha Christie.

LA OBRA

Junio, 1933. En Loanneth, la mansión en el campo de la familia Edevane, todo está listo para la fiesta de solsticio de verano. Alice Edevane, de dieciséis años y escritora en ciernes, está especialmente ilusionada. No solo ha encontrado el
giro argumental perfecto para su novela, también se ha enamorado perdidamente de quien no debería. Pero para cuando llegue la medianoche la familia Edevane habrá sufrido una pérdida tan grande que tendrá que abandonar Loanneth para
siempre…

Setenta años más tarde y después de un caso especialmente complicado, Sadie Sparrow está de permiso forzoso en su trabajo; es investigadora en Scotland Yard. Refugiada en la casa de su abuelo en Cornualles, pronto comprueba que estar ociosa le resulta complicado. Hasta que un día llega por casualidad a una vieja casa abandonada rodeada de jardines salvajes y espesos bosques y descubre la historia de un niñito desaparecido sin dejar rastro…

Mientras tanto, en el ático de una elegante casa en Hampstead, la formidable Alice Edevane, ya anciana, lleva una vida tan cuidadosamente planeada como las novelas policiacas que escribe. Hasta que una joven detective empieza a
hacer preguntas sobre su pasado familiar en un intento por desenterrar la intricada maraña de secretos de los que Alice ha pasado toda su vida tratando de escapar…

LA AUTORA
Kate Morton (Berri, Australia, 1976) creció en las montañas de Tamborine, en el noreste de Australia, en Queensland. Posee títulos en literatura inglesa, arte dramático y oración y drama, un máster sobre la tragedia en la literatura victoriana y es candidata doctoral en la Universidad de Queensland. Vive con su esposo, músico de jazz, y sus tres hijos en Brisbane. Su primera novela, La casa de Riverton, se convirtió en un auténtico fenómeno editorial fruto del boca oreja, y se publicó con un enorme éxito en 38 países, alcanzando el número uno en muchos de ellos. A día de hoy lleva vendidos más de dos millones de ejemplares en todo el mundo.

También te pueden interesar…

¿Ya has visitado Libros y letras en nuestra ZONA OCIO Y CULTURA?

 

 

 
Artículo anterior‘La principal batalla está en los medios que alientan los estereotipos’
Artículo siguienteMientras tanto, un canto a la amistad