Internet: se reduce la brecha digital de género

394

La diferencia del uso de internet entre hombres y mujeres se ha reducido en los últimos años, pasando de los 26 puntos en 2004 a 7,5 en 2010. Sin embargo, las distancias se amplían cuando las tareas implican un mayor grado de habilidad técnica, como en el caso del acceso a la red a través del móvil.

Según el estudio "La brecha digital de género en España", presentado en el Instituto de la Mujer, en los usos más sencillos y populares existe una menor brecha de género, pero las distancias se amplían a medida que las tareas implican un mayor grado de habilidad técnica. El estudio apunta que la inclusión digital avanza en España, pero la brecha entre hombres y mujeres persiste.

Por ejemplo, la brecha digital de género supera los 20 puntos, en tareas como compartir ficheros o crear páginas web.

Mientras que ellos buscan contenidos vinculados al ocio y el consumo -leer noticias o utilizar banca telefónica-, ellas utilizan servicios relacionados con el bienestar social -como informaciones sobre salud o hacer cursos por Internet.También existen diferencias en el uso, mientras que ellos buscan contenidos vinculados al ocio y el consumo -leer noticias o utilizar banca telefónica-, ellas utilizan servicios relacionados con el bienestar social -como informaciones sobre salud o hacer cursos por Internet.

El informe destaca el considerable aumento del volumen de población usuaria de TIC -Tecnologías de Información y Comunicación- en los últimos años, pero a pesar ello, la brecha digital de género continúa.

Han contribuido a reducir las distancias, el uso que hacen de las tecnologías la franja de mujeres de 16 a 34 años y el nivel de estudios -las españolas con FP superior y educación universitaria superan a los hombres en el acceso en 2,3 y 0,9 puntos, respectivamente-.

Respecto al comercio electrónico, las mujeres lo utilizan menos y para adquirir productos de alimentación, entradas de espectáculos o medicamentos, mientras que los hombres adquieren en mayor medida equipos informáticos, juegos de ordenador, acciones o seguros.

Estar empleada o estudiando contribuye a mejorar la inclusión digital de las mujeres, reduciéndose la brecha a -0,1 entre quienes tienen empleo y superando las mujeres a los hombres entre los estudiantes en 4,7 puntos.

Cuando se analizan los usos avanzados de Internet y sobre todo, la conexión a Internet mediante dispositivos móviles, el dominio masculino es claro (una diferencia de 36,7 puntos) y el grado de desigualdad no es menor entre los más jóvenes.

La formación tampoco contribuye a disminuir esta brecha, alcanzándose el mayor grado de desigualdad entre la población con estudios universitarios (42 puntos).

Con respecto a Europa, España aumenta la brecha en el uso de comercio electrónico (ha pasado de la posición 17 en 2006 a la 23 en 2010), pero la reduce, situándose por encima de la media europea, en acceso a Internet desde dispositivos móviles o en la creación de contenidos propios en páginas web.

En el análisis a nivel autonómico, el informe confirma que las distancias entre mujeres y hombres no disminuyen cuando es mayor la extensión del acceso a las tecnologías de información y comunicación.

Según la investigadora del Observatorio E-Igualdad de la Universidad Complutense de Madrid Cecilia Castaño, que ha presentado el estudio, es difícil simplificar una "realidad tan compleja" entre las CCAA, pero afirma que "en cuanto a la igualdad de género en la sociedad de la información, la mejor situación la disfrutan las mujeres de La Rioja, Navarra, Asturias y Madrid".

"Por el contrario, las situaciones más desfavorables se concentran en Murcia, Extremadura, Ceuta y Melilla y en menor medida en Valencia, Canarias y Baleares", añade.

También te pueden interesar…

 ¿Ya has visitado SI-TIC – Vida digital en nuestra ZONA ECO/CIENCIA/TIC?  

 

Artículo anteriorCómo arruinar tu startup en 5 pasos
Artículo siguienteEl Parlamento de las Mujeres: por la diversidad en política