El cerebro de la mujeres está mejor preparado para hacer distintas cosas a la vez

468

Los tópicos quedan confirmados: Las mujeres tienen más habilidad para hacer varias cosas a la vez. O por lo menos esas son las conclusiones de un estudio científico publicado por la revista PNAS y realizado a partir de un análisis de unos mil escáneres cerebrales a jóvenes (428 hombres, 521 mujeres, ambos de entre 8 y 22 años). Las diferencias cerebrales entre géneros se hacen más evidentes en la edad adulta.

El cerebro de las mujeres tiene un mayor grado de conectividad neuronal entre los hemisferios izquierdo y derecho, es decir, respecto a lo analítico e intuitivo. Mientras, el cerebro masculino se dirige mayormente a un vínculo de la parte delantera con la trasera del cerebro, facilitando así la percepción y la acción coordinada.

Por ejemplo, es más probable que los hombre sean mejores a la hora de realizar tareas simples, como montar en bicicleta, o en orientación espacial, mientras que las mujeres en promedio son mejores en memoria y habilidades sociales, lo que las confiere cierta ventaja a la hora de hacer varias tareas a la vez o encontrar soluciones para desarrollar en grupo. Aunque en estudios previos se había señalado la existencia de estas diferencias de género, hasta ahora ningún estudio había mostrado la base neural de tales diferencias.

El cerebro de las mujeres tiene un mayor grado de conectividad neuronal entre los hemisferios izquierdo y derecho, es decir, respecto a lo analítico e intuitivo. El estudio muestra también que hay pocas diferencias entre ambos géneros en la conectividad en el cerebro antes de los 13 años, y es a partir de esa edad cuando se hacen más patentes. Estos hallazgos corroboran los de otro estudio de la misma universidad sobre las diferencias de comportamiento entre ambos sexos. Según ese estudio, las féminas destacan en atención, memoria verbal y de caras y test de habilidades sociales. Por el contrario, los varones son mejores en procesamiento espacial y velocidad sensoriomotora. Y estas diferencias se hacían más evidentes entre los 12 y 14 años.

Los científicos utilizaron para su estudio una técnica relativamente nueva de resonancia magnética: imágenes con tensor de difusión, lo que les ha permitido visualizar las fibras que conectan distintas regiones del cerebro.

Los próximos pasos de este equipo de investigadores se centrarán en cuantificar cómo difieren las conexiones neuronales de un individuo respecto a las de la población, identificar qué conexiones neuronales son específicos y comunes en ambos sexos, y ver si los hallazgos previos obtenidos mediante resonancia magnética funcional coinciden con los datos del conectoma.

 

También te pueden interesar…

¿Ya has visitado Estudios/Informes/Datos  en nuestra ZONA INFORMACIÓN?    

 

Normal 0 21 false false false ES X-NONE X-NONE