Ponernos cara, desvirtualizar las relaciones sociales

128

Hace poco me hicieron una pregunta que me gustaría compartir: "¿qué os puede aportar conocer a una persona en la vida real que no te esté aportando hacerlo por la red?".

Es una realidad que se multiplican los encuentros con el objetivo de reunir a blogueros, twitteros, comunicadores y gente del sector 2.0 con el objetivo de compartir experiencias y conocimiento, ponernos caras unos a otros, poner ideas en común y charlar un rato sobre el mundo que nos ha unido y que tanto nos apasiona.

La mayoría de estos grupos, surgen de la mano de las relaciones virtuales que han nacido en las redes o medios sociales. Mediante estas redes, se han establecido múltiples relaciones. Yo misma me atrevo a decir que he encontrado a gente con la que compartir sin vergüenza mi escaso conocimiento del mundo 2.0; personas a las que admiro y respeto.

No hay que olvidar que detrás de cada perfil hay alguien y que por mucho que te guste el mundo 2.0, no puedes anclarte en él y dejar de lado las relaciones humanas.Normalmente, todo comienza como algo simple y normal: empiezas a seguir a una persona que no conoces de nada pero que te parece interesante lo que tiene que decir.

Retuiteas lo que la persona tuitea, agradeces que te retuitee, y poco a poco comienzas a entablar una relación más estrecha con ella (en la medida en que una relación virtual te deja). Pero claro está, que por mucha relación que tengas en las redes, sigues sin conocerla y sin ponerle cara.

Volviendo a la pregunta "¿qué os puede aportar conocer a una persona en la vida real que no te esté aportando por la red?".

No hay que olvidar que detrás de cada perfil hay alguien y que por mucho que te guste el mundo 2.0, no puedes anclarte en él y dejar de lado las relaciones humanas.

La respuesta desde mi punto de vista es fácil: me aporta el desvirtualizar las relaciones sociales que he establecido. Pero también me aporta humanamente: el conocer a la persona que me está apoyando y que me respeta en las redes, con la que comparto inquietudes, conocimiento, y pensamientos; me aporta el debatir sobre el futuro del mundo 2.0; saber quién es, a qué se dedica, por qué está metida en este mundo y cómo podemos colaborar.

Hay quien considera que estas quedadas son de "freeks", no entienden la necesidad de conocer a la gente con la que simplemente tienes una relación virtual. Para mí, no entienden lo que está pasando ni cuál es el nuevo movimiento.

Mucho tiene que ver con el sentimiento humano el que hace que tengamos ganas de conocer a quienes están detrás de un perfil de Twitter… puede ser por interés o por curiosidad. Lo que sí sé, es que gracias a estos grupos, las relaciones virtuales se vuelven más reales. Al poner cara a la persona, hablar con ella personalmente, consigues crear un vínculo de confianza que de la otra manera no habría: te acercas más a ella, compartes tus conocimientos… En definitiva, humanizas la relación virtual existente.

Y es que como dijo una buena amiga tuitera -extrapolando la frase del contexto- con el corazón en el 2.0 y los pies en la tierra.

Por Raquel Cortázar.

Para Mujeresycia.com

También te pueden interesar…

¿Ya has visistado Psique/Sexualidad/Pareja en nuestra ZONA VIDA PERSONAL?

Artículo anteriorAmanda Simpson: una transexual en el gobierno de Obama
Artículo siguienteEnoturismo en FITUR 2010