Mujeres en Marrakech

214

Crear una red de comunicación para periodistas, profesionales de la comunicación y organizaciones de mujeres ha sido el principal objetivo del tercer Encuentro Internacional de Periodistas y Comunicadoras con Visión de Género del Mediterráneo que hoy se clausura en Marrakech y que durante dos días reunido a casi un centenar de periodistas de distintos países del arco mediterráneo y también de Latinoamérica en esta ciudad marroquí.

Del país anfitrión han intervenido, Jamal Eddin Naji, cátedra Unesco y profesor de comunicación en de Rabat, Nadia Lamhaidi, del Instituto superior de periodismo de Rabat, y la presidenta de la Asociación Ennakhil pour la Femme et l’Enfant, Zakia Mrini.

Las mujeres se incorporaron a la profesión periodística en Marruecos hace 30 años y todavía son superadas en número por sus compañeros en los medios, según Jamal Eddin Naji, que ha presentado los resultados de un estudio sobre las periodistas en 7 países del Magreb que ha realizado para la Unesco.

Su informe concluye, entre otros puntos, que existe entre las mujeres periodistas una falta de conciencia sobre sus derechos, como ciudadanas y como profesionales, y que la mayor discriminación que sufren está relacionada con la promoción profesional. “En Túnez, Marruecos y Libia hay una aceptación de la realidad, se entiende que es el estatus de la mujer, dios lo mandó así”, ha subrayado Jamal Edwin.

Para superar esta situación, ha resaltado el planteamiento de las mauritanas, que proponen crear “su propia empresa para ser sus propias jefas”, aunque a su juicio “esto no debería ser una solución si no una opción”.

En aras de corregir situaciones de desigualdad entre las y los periodistas, pero también para que los medios ofrezcan sus informaciones con visión de género, la mayoría de las ponencias han coincidido en defender la creación de redes de mujeres, la complicidad con el movimiento asociativo y el fortalecimiento de las alianzas sindicales.

La coordinadora del Centro Audiovisual de la Documentación de Marruecos, Hadda Kechon, también ha resaltado que los medios critican a las mujeres en los medios, sobre todo si son directivas, con el objetivo de mantener estereotipos que benefician las relaciones de poder de los hombres sobre las mujeres.

En este sentido, Nadia Lamhaidi, profesora de periodismo en Rabat, ha declarado que la imagen femenina en los medios empieza a cambiar de la mano de jóvenes realizadores/as y ha citado el caso de una nueva serie de televisión marroquí que reproduce el conocido CSI americano y muestra a mujeres marroquíes trabajando en la policía científica. Desde que se comenzó a emitir –ha agregado- se ha incrementado el número de mujeres que solicitan acceder al cuerpo policial y, sobre todo, se rompen algunos esterotipos sobre las marroquíes.

Libertad de expresión para las voces del mundo
El área de Mujer de Radio Vallekas (Madrid) ha presentado su proyecto “Nosotras en el mundo” una plataforma de radio comunitaria on-line que une y da voz a mujeres de distintos países a través de la comunicación. Esther de la Rosa, una de las responsables de este espacio, ha señalado que la “red Nosotras” tiene “el afán” de tender puentes entre los movimientos de mujeres de Latinoamérica y Europa. De la Rosa ha lamentado que los hombres que trabajan en medios alternativos no hayan incorporado todavía la visión de género y “los temas de igualdad nos los mandan a nosotras”.

Entre las periodistas latinoamericanas presentes en este encuentro, se encontraban Mirta Rodríguez Calderón, de República Dominicana, y la mejicana Sara Lovera, una de las fundadoras de la agencia de noticias de género CIMAC-noticias. También se han explicado otros proyectos como “Alta Voz para el Silencio”, por Wafae Charif y Lola Fernández (fundación Euroárabe), Red de Mujeres por Internet, de Julia López (XIDPIC.Cat), y Lola Mora, por Tatiana Miralles, de Radio Francia Internacional.

Por su parte, la italiana Nella Condorellli, directora de “Woman in the city”, ha descrito las dificultades añadidas para ejercer la libertad de expresión en un país como el suyo, donde la propiedad de los medios está en manos del presidente del Gobierno. Ha criticado el techo de cristal en la prensa y la brecha salarial, que en Italia es del 50%, según sus datos, y ha comparado esta situación con la de algunos países africanos.

Por otro lado, Tona Gusi, coordinadora de la Red Catalana y de la Red Mediterránea de Mujeres Periodistas con Visión de Género, ha presentado un catálogo de buenas prácticas, desde la visión de género, en el tratamiento informativo de los países en conflicto, donde las mujeres están todavía menos visibilizadas.

Gusi ha apostado por darles voz, pues en su opinión, ellas tienen un análisis distinto de los conflictos y de las posibles soluciones que se pueden llevar a cabo. También ha propuesto divulgar las leyes de familia y las distintas violencias que se ejercen sobre las mujeres en las contiendas bélicas, publicando además un listado trimestral con alertas informativas.

Sexismo en los medios
La publicidad sexista ha sido otro de los temas a tratar en este encuentro. Elena Blanco, periodista y profesora en la Universidad de Málaga, ha valorado la legislación española en materia de control del sexismo en los anuncios, pero ha matizado que, por desgracia, “no sirve para nada”. Ha centrado su exposición en la violencia que transmiten los medios de forma subliminal, apoyándose en estudios académicos que certifican que la infancia que consume televisión tiene más tarde comportamientos más agresivos, al menos en los primeros años de la edad adulta.

En su opinión, la publicidad infantil “va para atrás” y refuerza los estereotipos sexistas más tradicionales como el de la muñeca que hace pipi, y por tanto hay que cuidar, para las niñas que, según Blanco, será “el juguete estrella” de las próximas navidades.

La agencia de noticias por la igualdad, AmecoPress, también ha sido presentada en este encuentro como un proyecto para cambiar desde dentro, tanto los contenidos que publican los medios, como el tratamiento de los mismos, y utilizando un lenguaje no sexista.

Enredadas
Montserrat Minobis, periodista catalana, presidenta de la Asociación de Mujeres Periodistas de Cataluña e integrante de la Red Internacional de Periodistas y Comunicadoras de Cataluña (XIDPIC-CAT), ha resaltado la importancia de la cita en Marrakech para “reforzar y consolidar” la apuesta del segundo encuentro celebrado en Barcelona, donde se fijaron los principales puntos de trabajo en común de las periodistas del arco mediterráneo.

Durante el encuentro, las periodistas catalanas crearon el blog (http:/mediamediterranies.wordpress.com) donde las participantes pudieron subir todas las informaciones que las periodistas redactaron durante las jornadas.

El tercer Encuentro Internacional de Periodistas y Comunicadoras con Visión de Género del Mediterráneo ha sido organizado por el Área de Mujer de Radio Vallekas, la Asociación Ennakhil Marrakech, y ha contado con el apoyo de la Fundación Hassan II y la colaboración del Instituto Europeo del Mediterráneo, la Oficina de la Paz del gobierno catalán, Cátedra Unesco de la Universidad de Málaga, Fundación CEAR, Red Mediterránea de Periodistas y Comunicadoras con vision de género y el Instituto catalán de la Mujer.

Artículo anteriorLas horas de nunca acabar
Artículo siguienteNo te lo pierdas