Leer es más saludable que escuchar música

224

Muchos son los jóvenes a los que les gusta escuchar música y pocos son apasionados de la lectura. Un reciente estudio de la Universidad de Pittsburgh demuestra que los adolescentes que leen tienen menos posibilidades de padecer un trastorno depresivo.

Los adolescentes que pasan más tiempo escuchando música son mucho más propicios a padecer un trastorno depresivo severo, mientras que la gente joven que pasa más tiempo leyendo libros tiende mucho menos a presentar este problema.

Para la elaboración de este trabajo, los investigadores aplicaron una metodología a tiempo real que consistió en estudiar los comportamientos de los participantes en la vida cotidiana.

Los adolescentes expuestos a más tiempo de música padecen con mayor facilidad trastornos depresivos severos.

En total, fueron analizados 106 adolescentes, 46 de los cuales fueron diagnosticados de trastorno depresivo severo. Los científicos llamaron a los participantes 60 veces durante los cinco fines de semana de los dos meses que duró el estudio, para preguntarles si estaban viendo la televisión o películas, escuchando música, jugando a videojuegos, navegando por Internet o leyendo revistas, periódicos o libros.

Los resultados de los cuestionarios revelaron que los jóvenes más expuestos a la música, en comparación con aquéllos que escuchaban menos música, eran 8,3 veces más propicios a estar deprimidos.

Por el contrario, los adolescentes que leían más libros resultaron ser los menos propicios a deprimirse. No se pudo constatar que la exposición al resto de los medios influyera de manera significativa en la tendencia a la depresión de los participantes.

También te pueden interesar…

¿Ya has visitado Estudios/Informes/Datos  en nuestra ZONA INFORMACIÓN?  

 

Artículo anteriorGlobal Summit of Women
Artículo siguienteAído: ¨No vamos a salir de esta crisis sin contar con el talento femenino¨