Emprendedoras en la vanguardia

118

La Universidad de Santiago de Compostela, es la universidad española con más mujeres en las aulas con un 68% de matriculadas y las emprendedoras ya son un tercio de la población. Sin embargo, sólo un 26% de las empresas creadas por el programa de emprendimientos de la USC son promovidas por mujeres. Las cifras hablan claro: urge promover políticas que potencien el emprendimiento universitario femenino.

En este contexto se enmarca el I Emporium Woman Emprende que inauguró la ministra de Ciencia e Innovación en Santiago de Compostela. Es una forma concreta de impulsar la creación de una red que potenciará el emprendimiento universitario femenino e nivel estatal. Garmendia destacó la necesidad de exponer ejemplos exitosos del emprendimiento femenino que sirvan de referente para otras mujeres.

Cristina Garmendia destacó que las emprendedoras van en aumento: un tercio de las empresas creadas el año pasado fueron emprendidas por mujeres, porcentaje que convierte a España en el país con un mayor incremento relativo.

La ministra subrayó además que el contexto de crisis obliga a apostar con firmeza por el modelo del conocimiento, frente a una economía basada en el turismo y la construcción. Y en este nuevo contexto potenciar el emprendimiento de los universitarios es un objetivo fundamental, en el que las mujeres, más del 50% del alumnado en las aulas de educación superior, tienen un papel clave que asumir.

«La economía española necesita de nueva savia empresarial que lidere un nuevo modelo económico para generar riqueza y un empleo de mayor calidad, de manera solidaria y sostenible», recalcó Garmendia. «Las dificultades por las que atraviesa nuestra economía, sobre todo en el empleo, nos llevan a apelar a los emprendedores para que trasformen los problemas en iniciativas empresariales», añadió.

Por eso surgió el programa Woman Emprende, con el que la USC trata de analizar el porqué de este desequilibrio de género y tomar medidas para paliarlo y favorecer iniciativas como Nanogap, una empresa dedicada al desarrollo de nanopartículas; Etnoga, de gestión integral del patrimonio; o Galchimia, líder en el campo de la química orgánica sintética, todas ellas empresas emprendidas por universitarias de la USC, que han sido recogidas en un catálogo.

Artículo anteriorLas horas de nunca acabar
Artículo siguienteNo te lo pierdas