Congreso y mujeres, rozando la paridad

696

Ya son el 39,4%. 138 de los 350 diputados son mujeres, lo que vendría a indicar que si no se ha roto, el techo de cristal se ha rajado. Ochenta años pasaron desde el insólito debate que protagonizaron Clara Campoamor y Victoria Kent en 1931, en la tribuna de las Cortes republicanas, sobre los derechos de la mujer.

En cuanto a los miembros de la Mesa del Congreso, por primera vez serán mayoría las mujeres en el órgano de gobierno de la Cámara: cuatro fueron elegidas vicepresidentas del Congreso: Celia Villalobos y Rosa Romero, del PP; Micaela Navarro, del PSOE; y Gloria Elizo, de Podemos, Alicia Sánchez-Camacho (PP) y Patricia Reyes (Ciudadanos), designadas para dos de las cuatro secretarías de la Mesa. Seis de los nueve puestos serán ocupados por mujeres.

Podemos es, de los cuatro principales grupos parlamentarios, el que tiene más diputadas, un 50%. Podemos es, de los cuatro principales grupos parlamentarios, el que tiene más diputadas, un 50%. Aunque los principales rostros del partido son Pablo Iglesias e Íñigo Errejón, dos mujeres ocupan los siguientes puestos en el organigrama del partido. Se trata de Carolina Bescansa e Irene Montero, llamadas a ser las dos figuras relevantes en el Congreso.

El Partido Popular – tiene un 36% de parlamentarias- pone a la actual vicepresidenta del Gobierno en funciones, Soraya Sáenz de Santamaría en primera fila en tanto la secretaria general del partido, María Dolores de Cospedal tiene ya su escaño.

El PSOE, tendrá finalmente un 46% de diputadas del total de 90 parlamentarios. Tras Pedro Sánchez y Antonio Hernando, que repite como portavoz, la exministra Carme Chacón, y la diputada por Castilla- La Mancha, Isabel Rodríguez, que asumirá la portavocía adjunta.

Ciudadanos tiene tan solo un 18% de mujeres entre sus 40 parlamentarios. Como adjunta, emerge la figura de Marta Martín, diputada del partido por Alicante, a la que en el partido ya ven con gran proyección de futuro.

¿Mejorarán las cosas en el Parlamento?

La pregunta es si el hecho de que aumente la presencia femenina cambiará o no las cosas. El ejemplo de las empresas podría servir de referencia.

Las mujeres del Congreso -138 diputadas de un total de 350- es una cifra que no se había alcanzado en ninguna legislatura.

La pasada legislatura comenzó con una representación del 35.7%, muy lejos de la paridad pero debido a las renuncias de diputados varones, el Congreso alcanzó 139 mujeres, lo que supone un 39,7% (ahora, si nada cambia, sería un 39,4%). Ocurrió justo hace dos años, en diciembre del 2013. La legislatura. Al cierre de la legislatura, y de nuevo por renuncias de los varones, el Congreso tenía 23 diputadas más que las que recibió cuando se inició la legislatura, lo que supone un 42,2% del total.

La actuación de Podemos, PSOE y Unidad Popular-IU en materia de igualdad aplicando las “listas cremallera”, que alternan un candidato femenino y otro masculino han sido determinantes. La ley de Igualdad —aplicada desde las elecciones del 2008– no impone la paridad en los escaños, sino en las listas electorales aunque las tretas “varoniles” hicieron que las mujeres quedaran relegadas a los puestos más bajos.

En Ciudadanos, con ocho diputadas de un total de 40, se quedan en un 20%, la tasa más baja entre las principales formaciones.Los números

En concreto, los populares, con 123 escaños y 45 ganados por mujeres, obtienen un 36,5% de presencia femenina, que significa punto y medio más que al inicio de la legislatura anterior. En Ciudadanos, con ocho diputadas de un total de 40, se quedan en un 20%, la tasa más baja entre las principales formaciones. En el PSOE, con 40 diputadas sobre 90, se alcanza el 44,4 por ciento de representación femenina, frente al 39 por ciento que obtuvieron en el 2011.

Podemos y sus confluencias, han conseguido sumar 69 asientos, la proporción será del 49,27 por ciento y un total de 34 mujeres. Unidad Popular-IU, que contará con dos escaños, tiene una diputada por su lista cremallera.

El resto de las diputadas proceden de Democràcia i Llibertat, que cuenta con tres mujeres de ocho escaños; ERC, con otras tres sobre nueve, y el PNV, con una de seis. En Coalición Canaria, una mujer será la única representante en el Parlamento, igual que en EH Bildu, donde serán dos.

Desde que empezó la democracia, el número de mujeres se ha multiplicado por ocho, pues en la legislatura constituyente solamente hubo 21 diputadas (el 6% del total).

También te pueden interesar…

¿Ya has visitado nuestra ZONA ACTUALIDAD?      
 

 

 

Normal 0 21 false false false ES X-NONE X-NONE

Artículo anteriorAshoka nombra a Ana Sáenz para su equipo directivo a nivel mundial
Artículo siguientePodemos y el feminismo